Of cinema and other drugs…

Entradas etiquetadas como “Marc Webb

First Look: Spider-Man (2012)

Como recordarán, Sony anda a todo vapor produciendo una nueva cinta, okay, franquicia, de Spider-Man que prácticamente la da el dedo a la trilogía de Raimi de la década pasada, y desde diciembre está en rodaje. La futura cinta es un back to basics del personaje, eso significa que hay que volver a verlo en la escuela, adquiriendo sus poderes y aprendiendo a usarlos. La idea era mostrarlo como un joven preparatoriano, pero con Andrew Garfield en el rol esa premisa ya suena estúpida. Garfield tiene 27 años, siendo UN AÑO más viejo de lo que era Tobey Maguire cuando comenzó a filmarse Spider-Man (2002). Ahora que lo pienso, seguramente los señores de Sony se andan rascando la cabeza buscando un título adecuado para este reboot, porque francamente sí se necesita.

Bueno pues además de Garfield, están Emma Stone como Gwen Stacy (al parecer ahora no hay Mary Jane), la damisela en peligro de Peter, Rhys Ifans como Dr. Curt Connors/The Lizard (quén pena por Dylan Baker quien interpretó al Dr. en la saga de Raimi pero nunca llegó a villano). Martin Sheen es ahora el tío Ben, y me pregunto si de nuevo nos vamos a tener que tragar esa historia. Y Marc Webb ((500) Days of Summer) es el director.

Y ahora, antes de que algún chsimoso fotografiara a Garfield en el set con el traje, Sony se adelanta y lanza la primera imagen/vistazo oficial del nuevo Spider-Man, que luce un traje…. eh, diferente.

Aclaro que me gusta el traje. No es mucho más llamativo ni moderno, pero le queda a la idea de un reboot. Lo más seguro es que le den algunos toques de CGI una vez que los efectos se añadan. Es de notar unos extraños botones (?) en las muñecas que respaldan la sospecha de que en esta versión, el personaje utilizará telarañas artificiales en contraste a las orgánicas de Raimi. Y aún queda por ver la máscara obviamente. El reboot de Spider-Man llega a los cines en 3D el 3 de julio….. de 2012. ¿Pero realmente queremos verlo? Abajo una comparación entre los trajes de Tobey y Andrew.

Anuncios

Review: (500) Days of Summer (2009)

5 out of 5

 

 

En corto: Adorable y encantadora, (500) Days of Summer es un puñetazo al estómago con la verdad de una historia de amor y de la vida. Pero es un golpe que alegra.

Iron Knight reviews (500) Days of Summer

De entre tanta mierda tienen que salir cosas buenas. Los filmes indie (independientes, no indios) siempre se han caracterizado por contar historias de una manera muy ligera, pero no por nada dejan de ser interesantes y digno de una checadita. Tal es el caso de 500 Días con Ella (título en español), una ópera prima del debutante Marc Webb, quien ha laborado mucho más en el campo de videos musicales para grupos como Green Day, Good Charlotte, AFI, y My Chemical Romance, entre otros artistas. Para lo que es, no le salió nada mal al tipo.

Todo en la película está bien cuidado y presentado; las actuaciones, la dirección, la edición, el guión (sobresale), y hasta el soundtrack, que anima y  encaja sutilmente con el mood en general. Para los que no sepan, (500) Days of Summer no es, como bien explican al iniciar la cinta, una historia de amor, sino una historia SOBRE el amor. Así pues, el filme es un recuento y un recuerdo de nuestro protagonista, Tom Hansen (Joseph Gordon-Levitt) de la relación que mantuvo con la chica de sus sueños, Summer Finn (Zooey Deschanel). Obviamente, y casi desde el inicio, sabemos que este noviazgo no funciona, pero lo que realmente uno quiere saber es cómo sucedió esto. Por tanto, el guión muestra y sigue una  narración no-lineal (estructura atemporal) reflejando la memoria de Tom, quien, recuerda primero (como muchos hacen) los mejores momentos. De esta manera, cada una de las escenas se encuentra precedida por el número de día de la relación, tomando como base precisamente, el día en que Tom conoce por primera vez a Summer, quien llega como secretaria al lugar donde el otro trabaja, una compañía de cartas (de esas que las ves en tiendas departamentales y las das en ocasiones especiales) No pasa mucho tiempo hasta que comienzan a charlar y conocerse, y una cosa lleva a la otra, y pronto se genera cariño entre ellos. Sin embargo, hay un pequeño problema: Summer no cree ni en el amor ni en el destino (ése que te hace creer que nada es coincidencia), y sin rodeos, le dice a Tom que ella no busca un novio ni quiere algo serio, lo cual lleva a Tom durante el transcurso del filme a una constante confusión, dado que claramente lo que sucede entre ellos no es de amigos.

(500) Days of Summer es más que la clásica chick-flick, de ahora. Es una comedia romántica encantadora, sencilla y modesta, que te conecta desde los primeros segundos, y te saca a corazón sonrisas y algunas risas. Después de todo, esta es una cinta que hay que disfrutar; una arquitectura de una visión honesta de lo que es o puede ser el amor con toques carismáticos y situaciones inteligentes, apoyadas en un guión que brilla a lo largo de hora y media.

El reparto no es grande, pero no es que lo requiera. Si bien los secundarios son bien utilizados, la cinta realmente recae en dos. Por un lado, Joseph Gordon-Levitt, a quien muchos recordarán como el chamaquillo tonto en 10 Things I Hate About You (1999), al lado del, en paz descanse, fallecido Heath Ledger y Julia Stiles. y más recientemente como el malvado Cobra Commander en G. I. Joe: The Rise of Cobra (2009). Aquí se deshace de toda duda de su capacidad y nos muestra a un sensible y simpático protagonista, del mismo modo que la adorable (y hermosa) Zooey Deschanel, quien además tiene una carrera como cantante, presenta una Summer atractiva (sin ser demasiado sexy), misteriosa y algo cerrada, que da credibilidad al motor que prácticamente mueve a Tom, y a la cinta. Ambos logran una conexión con el espectador (o al menos conmigo) que hacen ganarse tu atención y quizás hasta comprender sus acciones y sentimientos.

Debo decir que jamás me ha gustado este género de películas. Siempre se me ha hecho burdo y repetitivo, a veces hecho hasta el cansancio, pero (500) Days of Summer se siente tan fresca como pocas; te sientes a gusto  y alegre viéndola, y hacia el final, no puedes negar que haya tocado, o al menos rozado una parte de tu corazón. La esencia del filme te captura, y, justo como Tom con respecto a Summer, te hace adorarlo pasando por alto algunos detallitos, que para nada son obstáculos.

Esto es calidad señores. Otra prueba de que a veces es mejor irte a lo pequeño, pero sabroso, en vez de tonteras superficiales (cough *** New Moon *** cough…). (500) Days of Summer es agradable al gusto y satisfactoria a más no poder, así que por favor, ahorita que sigue en cartelera (en México, por lo menos), NO LA DEJEN PASAR. Les estaría muy agradecido.

PD. El trailer no le hace justicia al filme, es mejor que eso. Y adoro los ojos de Zooey Deschanel…